Hoverboard: tips para mantener el equilibrio como un profesional

Cada vez son más las personas que quieren disfrutar de las ventajas de montar en un Hoverboard. Pero la verdad es que dominar las técnicas de equilibrio y manejo no siempre es fácil. Para ayudarte a controlar la situación lo antes posible y así puedas llegar a ser todo un profesional, te vamos a mostrar una serie de consejos que seguro te serán de gran utilidad.

Trucos para manejar correctamente un Hoverboard

Antes de montarnos en el Hoverboard, es importante conocer cómo funciona y sobre todo como se conduce el Hoverboard. No puedes lanzarte a lo loco y pensar que vas a aprender en 10 segundos. Primero tienes que saber cómo funciona y luego aprender poco a poco a conducirlo. Esto te evitará más de una caída y más de un susto.

Subir y bajar correctamente del Hoverboard

El primer consejo que nos dan desde la tienda ComprarHoverboard.org, tienda especializada en la venta de todo tipo de Hoverboard es que lo primordial es aprender a subir y bajar de manera correcta.

Pasos para subir correctamente al Hoverboard

Para comenzar tendrás que poner el Hoverboard de forma horizontal y las ruedas siempre tendrán que estar apoyadas al suelo.

Siempre hay que subir con el pie dominante, es decir, con el cual nos sintamos más seguros. Se recomienda ponerlo cerca de la rueda y cuando estés seguro, pon el otro sobre la tabla. No arranques, busca el equilibrio con Hoverboard apagado. Estate sobre la tabla unos minutos hasta que sientas que has aprendido a coger el equilibrio.

Pasos para bajar correctamente del Hoverboard

Siempre tienes que descender del Hoverboard con el pie dominante. A continuación tendrás que dar un paso atrás con el otro pie y ya estarás fuera del Hoverboard.

Eso sí, es mucho más fácil bajar de espaldas, sin olvidar que siempre lo tienes que hacer cuando el Hoverboard esté parado. No cometas el error de saltar cuando está en marcha.

¿Cómo conducir el Hoverboard?

Como has podido ver, subir y bajar es realmente sencillo. Ahora te vamos a enseñar los principales trucos para conducirlo de una manera sencilla. Piensa que al principio siempre tendrás que ir despacio y según le vayas cogiendo el truco podrás ir aumentando la velocidad. Es como todo, al principio irás con algo de miedo, pero en cuanto le cojas el truco, todo te parecerá muy sencillo.

Acelerar es tan sencillo como impulsarse ligeramente hacia adelante, con cuidado de no caerse. Cuanto más te inclines, mayor velocidad cogerás. Y para frenar al contrario. Tendrás que inclinarte hacia atrás. Eso sí, evita las frenadas bruscas, sobre todo al principio. Así evitarás caerte al suelo.

Girar a la derecha y a la izquierda también es un proceso sencillo, pero como en todo, te exigirá un pequeño aprendizaje hasta conseguir dominar la técnica.

Supongamos que quieres girar a la izquierda, en este caso tendrás que inclinar el cuerpo ligeramente hacia adelante y hacia la izquierda. En el caso de querer girar hacia la derecha, entonces tendrás que hacer el mismo proceso, pero inclinándote hacia la derecha.

La verdad es que es una tarea muy sencilla, pero lo importante es aprender poco a poco. Si no quieres tener ningún accidente, te recomiendo realizar las pruebas en un lugar donde no haya obstáculos ni gente. Así podrás aprender con calma sin chocarte.

En el caso de tener que hacer una curva cerrada, tendrás que seguir los pasos expuestos anteriormente y empujar hacia abajo el talón del pie contrario a la dirección que vayas a tomar. Este paso puede que te lleve un poco más de tiempo aprenderlo, pero una vez aprendido lo dominarás sin problemas.

Lo importante es que antes de salir a la calle aprendas y domines bien la conducción del Hoverboard para conseguir buenos resultados. Cuanto más lo uses, menos miedo tendrás. Es como conducir un coche, al principio da un poco de miedo, pero en cuanto le coges el truco y lo dominas, los movimientos salen por sí solos. Cuanta tanta gente lo usa es porque realmente es fácil de conducir.