Guía para llevar pantalones pitillo

Guía para llevar pantalones pitillo

Una de las grandes tendencias de este año es el uso de pantalones pitillos. Pero como ocurre con todas las prendas, este tipo de pantalones no se pueden llevar con cualquier cosa. Para ir a la moda y no fracasar en el intento, en este artículo mostraremos una serie de claves a seguir para llevar pantalones pitillo con clase.

Pantalón pitillo con sueter marinero

Tipos de pantalones pitillos

Lo primero que debemos tener claro es qué tipo de pantalón pitillo queremos llevar. En el mercado existen diferentes modelos, desde los muy apretados que son casi como una segunda piel hasta los más holgados para los menos atrevidos. Generalmente en la etiqueta de los pantalones más apretados veremos la frase “super skinny” mientras que en los pantalones menos ajustados leeremos únicamente “skinny”.

Más allá del tipo de pantalón, el largo del pantalón también debes tenerlo en cuenta. Lo ideal en un pantalón pitillo es que no quede largo. Recogerse los pantalones no está de moda, así que u optas por tu talla justa o pides que te los recojan a tu altura perfecta.

Pantalones pitillo oscuros

Colores para tus “pitillo”

Si es la primera vez que optas por unos pantalones de este tipo, te aconsejamos que te decantes por tonos oscuros por su versatilidad y por lo discretos que son. El negro es un color universal que nunca pasa de moda y que podrás llevarlo con casi todo.

Los pitillos de colores están pasados de moda, así que si no quieres intentar volver a ponerlos de moda (probablemente no lo conseguirás y quedarás como un desfasado), nuestro consejo es que te limites a los colores oscuros o a los tonos tierra. Como mucho puedes probar con un color vaquero.

Pantalones pitillo vaqueros

¿Cómo llevar  tus pantalones pitillo?

Además de saber llevar unos pantalones pitillo es importante saber combinarlos. Realmente solo hay dos premisas que debes evitar a toda costa: la primera es que está terminantemente prohibido llevar unos pitillo con la parte de arriba ajustada. La sensación que trasmitirás es de ahogamiento. La segunda cosa que debes evitar es ponerte ropa demasiado larga en la parte superior. El resultado será un estilo desacompasado.

La talla del muslo también es un factor que debes tener en cuenta. Por desgracia para algunos los pitillos no son apropiados para las personas con muslos grandes, por una cuestión más que evidente, así que tus cuádriceps están demasiado desarrollados, nuestro consejo es que te olvides de vestir con este tipo de pantalón.