Cómo instalar una antena parabólica

Cómo instalar una antena parabólica

¿Quieres tener acceso a cientos de canales? Pues lo mejor que puedes hacer es instalar una antena parabólica que te permita ver dichos canales. Recuerda, no solo podrás ver canales nacionales, sino que también podrás ver los internacionales.

¿Qué necesito para instalar una antena parabólica?

  • Kit de la antena parabólica
  • Receptor satélite
  • Mástil de sujeción
  • Tornillos y tacos
  • Taladradora
  • Llave inglesa o fija
  • Alicates
  • Brújula o localizador de satélites

Antes de comenzar la instalación

Antes de comenzar a instalar la antena, es de vital importancia que tengas claro hacia dónde vas a orientar la antena. Para ello tendrás que elegir entre la amplia variedad de satélites que hay. Por ejemplo, en España el más demandado es Astra, pero también puedes apostar por otros como Hispasat, por ejemplo.

Dependiendo del satélite, tendrás que adquirir un plato u otro. Piensa que cuanto más grande sea el plato, más señal cogerá. Es decir, podrás alcanzar más fácil la señal de los satélites más lejanos.

Pasos para montar la antena parabólica

Para comenzar, debes tener clara la ubicación y sobre todo la orientación de la antena, de aquí que te venga muy bien una brújula. Puede ser una buena opción ponerla junto a las antenas de televisión, pero también la puedes poner en el balcón, en una pared… depende de tus necesidades. Siempre tienes que buscar un lugar que mire al satélite y que no cuente con ningún obstáculo que pueda hacer sombra a la señal.

Una vez dicho eso, el siguiente paso que tenemos que dar es comenzar a armar el conjunto de la parabólica. No todos los modelos son iguales, por lo que tendrás que seguir las instrucciones del fabricante. Pero tranquilo, este montaje es realmente sencillo, no tendrás problemas. Lo más normal es comenzar armando el brazo, más tarde añadir el LNB y finalmente poner las sujeciones del mástil. Consejo, no aprietes del todo el LNB, debido a que más tarde lo tendrás que ajustar a la hora de buscar la señal del satélite.

Una vez montado el kit, el momento de preparar la zona para instalar la antena. En este caso tendrás que realizar los anclajes correctos para que la antena se sujete bien. Es muy importante que la sujeción sea perfecta. Piensa que en invierno suele hacer mucho aire. Esto hará que, si la antena no está bien sujeta, se mueva y en conciencia perdamos la señal. De aquí que comente que la sujeción sea uno de los puntos más importantes de la instalación.

Tras sujetarla correctamente, es el momento de realizar la conexión. Para comenzar, tendrás que medir y cortar la cantidad de cable que necesites para conectar la antena directamente con el decodificador que estará en el interior de la vivienda. Ahora debes pelar el cable unos 6mm de cada lado. Eso sí, los hilos de cobre no los cortes, ponlos hacia atrás. Ahora añade el conector en el cable y enrosca correctamente.

Ahora es el momento de conectar el cable del conector F con el LNB. Una vez sujeto, tendrás que ir sujetando el cable por toda la casa por grapas, hasta que llegue al decodificador. Conéctalo y listo. Tienes que asegurarte que ambas instalaciones están bien realizadas y el cable no está suelto. Para atravesar la pared, esta operación la podrás realizar con una taladradora de broca larga. Haz el taladro del tamaño adecuado al cable para evitar dejar agujero.

Cuando tengas conectada la antena, será el momento de buscar la señal. En internet podrás encontrar fácilmente el Azimut, la polarización y la elevación para que te sea más fácil encontrar el satélite. Dependiendo de la zona geográfica, las posiciones serán unas u otra. Eso sí, si tienes problemas a la hora de encontrar la señal, lo mejor que puedes hacer es comprar un localizador de satélites. Son muy fáciles de usar y te ayudarán a encontrar la señal rápidamente. Esta herramienta la usan los expertos para agilizar el trabajo. Personalmente te la recomiendo, te evitará más de un dolor de cabeza.

Cuando tengas señal, ya solo tienes que asegurarte de asegurar bien el LNB y la parabólica para evitar que el viento la mueva y en consecuencia puedas perder la señal. Cuando tengas certeza de que todo está correcto, solo tienes que acudir al deco y mirar si todos los canales se ven correctamente y sin pixelaciones. En ocasiones hay que hacer pequeños movimientos para conseguir la señal óptima. Finalmente, solo tienes que buscar los canales, ordenarlos a tu gusto y comenzar a disfrutar de la televisión por satélite.